El Gobierno del Presidente Nayib Bukele ha logrado, hasta esta fecha, la recuperación total de 50,189 pacientes diagnosticados con la infección causada por el COVID-19.

El trabajo que a diario desempeñan los equipos multidisciplinarios dentro y fuera de los hospitales es clave para salvar la vida a millares de salvadoreños.

El tratamiento aplicado en pacientes ha ido mejorando, dependiendo de la nueva información que han dado a conocer los científicos durante un año de pandemia.

El Salvador ha obtenido excelentes resultados en el esquema de medicamentos y terapias empleadas en la recuperación de los enfermos en condición más crítica.

El ministro de Salud, Francisco Alabí, ha reconocido el trabajo que a diario desempeñan los equipos que están en primera línea ayudando a los pacientes, quienes ocupan una de las mejores técnicas en medicina para ayudar en la recuperación de los salvadoreños que se han contagiado con el virus.

Uno de los momentos de mayor satisfacción para todo el personal que trabaja en los hospitales es ver a los pacientes cuando salen con el alta médica en sus manos, después de pasar por uno de los episodios más difíciles de su vida.

Estos excelentes logros de las altas médicas de cada día se deben, en parte, a la acertada decisión del Presidente Nayib Bukele de reforzar el debilitado sistema hospitalario de salud, desde el inicio de la pandemia.