El Gobierno de los Estados Unidos, a través de la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID), donó $2 millones de dólares adicionales para apoyar la respuesta del Gobierno de El Salvador, ante la pandemia por COVID-19.

Con esta donación, el Gobierno de los Estados Unidos ha proporcionado $28 millones de dólares a El Salvador desde el inicio de la emergencia.

El Gobierno de Estados Unidos es también el mayor donante de COVAX.

Hemos aportado $2,000 millones de dólares a COVAX para la compra de vacunas a nivel mundial, y tenemos previsto aportar otros $2,000 millones.

Esto proporcionará acceso a las vacunas a países de todo el mundo, incluido El Salvador.

La donación apoyará la campaña de inmunización del GOES proporcionando equipos esenciales como tabletas inteligentes y computadoras portátiles, para recopilar y transferir datos de inmunización, kits de reacción adversa en los centros de vacunación, apoyo logístico para camiones refrigerados para trasladar las vacunas de forma segura desde CENABI hasta los centros de vacunación, y formación para el personal sanitario en el manejo y seguimiento de la respuesta de vacunación.

USAID también apoyará el plan de comunicación y divulgación del GOES para informar a la población sobre las vacunas y la ubicación de los centros de vacunación, y proporcionará apoyo técnico para establecer procedimientos operativos estándar que mejoren la capacidad operativa del GOES para vacunar a unos 4.5 millones de salvadoreños.

La donación fue anunciada por el Encargado de Negocios de los Estados Unidos, Brendan O’Brien, y recibida por el Ministro de Salud, Francisco Alabí, quien agradeció el apoyo recibido por el Gobierno de los Estados Unidos.